GEOLOGÍA DEL PARAGUAY

1- PROVÍNCIAS CRATONICAS

Las Provincias cratónicas del Paraguay, se localizan principalmente en la Región Oriental ocurriendo en dos áreas distintas. Una al norte en la zona limítrofe con Brasil, denominada Provincia del Río Apa y la otra, Provincia del Rio Tebicuary en el Centro-Sur.

Ambas provincias están formadas por bloques cratónicos que engloban a las unidades mas antiguas con edades Paleoproterozóicas, Fajas Plegadas Meso proterozoicas y unidades plataformales Neoproterozoicas-Eocámbricas.

El Bloque del Rio Apa está constituido por el complejo homónimo y es representado principalmente por gneises, máficos y leucocráticos, granito-gneis, metasedimentos e intrusivas graníticas-pegmatíticas de edad Proterozoico Inferior a Medio y la Suíte Magmática Centurión correspondiente a rocas plutónica-volcánicas del tipo granitos gruesos, a veces porfiríticos y rocas metavolcanitas piroclásticas ácidas a intermedias, de edad Proterozoico Medio (K/Ar 1.650 ± 63 Ma).

El Complejo Río Apa es cubierto discordantemente por metasedimentitas clásticas del Grupo San Luis, en su porción occidental, mientras que en la parte oriental es sobrepuesta por rocas clásticas - carbonáticas del Grupo Itapucumi de edad Vendiana. Ambas unidades a su vez al oeste, se hallan intruídas por rocas ígneas plutónicas y volcánicas ácidas e intermedias denominadas Suíte Magmática San Ramón. Este último magmatismo es considerado como un evento sin a pos-tectónico del Ciclo Brasiliano.

La Provincia del Río Apa es productora principalmente de calcáreos, calcíticos, dolomíticos y mármoles. Presenta además anomalías de minerales metálicos como Ag-Pb-Zn y estaño; además se encuentran vetas de cuarzo, pegmatitas portadoras de grandes láminas de muscovita y otras pegmatitas portadoras de turmalina y berilo.

El Bloque Rio Tebicuary localizado al sureste de Asunción es representado por tres unidades litoestratigráficas: Complejo Río Tebicuary, Grupo Paso Pindó y la Suite Magmática Caapucú.

El Complejo Río Tebicuary comprende a su vez dos unidades: la Suite Metamórfica Villa Florida y la Granodiorita de Centu-Cué. La primera reúne un conjunto de rocas cristalinas afectadas por metamorfismo regional de grado medio a alto, dentro de las facies anfibolita y granulita, de edad Proterozoico Inferior, Ciclo Trans-amazónico (2.000 ± 200 Ma). Litológicamente esta unidad se halla constituida por paragneis y ortogneis, asociadas a cuarcita, calcosilicatada, mármol, anfibolita y rocas ultrabásicas, transformadas en esquisto de talco y serpentinita. Por otro lado la segunda unidad es representada por roca ácida porfirítica intruida en los gneises. Este último evento evidencia intensas deformaciones durante la fase sin-tarditectónica del Ciclo Trans-amazónico, generando plegamientos, migmatización y fracturamientos.

El Grupo Paso Pindó se posiciona discordantemente sobre el Complejo Río Tebicuary. Esta unidad, constituida por sedimentos silico y volcanoclásticos, ha sido afectada por un metamorfismo de bajo grado (fácies de esquistos verdes), durante el Ciclo Brasiliano, en el Proterozoico Superior (± 600Ma).

La Suite Magmática Caapucú intruye en la fase pos-tectónica del Ciclo Brasiliano al Complejo Río Tebicuary y al Grupo Paso Pindó. Este evento magmático ácido es constituido por rocas con varios niveles de emplazamiento (plutónicas, hipoabisales y efusivas), principalmente de granitos gruesos a porfiríticos, pórfido de granito/riolita y riolita, de edad Rb/Sr 531 ± 5 (Cubas et al. 1997).

Pequeños afloramientos aislados de rocas graníticas de la Suite Magmática Caapucú, ocurren en el centro de la Región Oriental, asociados a la estructuración del Rift de Asunción.

Tectónicamente el Bloque del Río Tebicuary puede dividirse en dos eventos principales: Ciclo Trans-amazónico (Complejo Río Tebicuary) y el Ciclo Brasiliano (Grupo Paso Pindó y Suite Magmática Caapucú).

2- CUENCAS FANEROZOICAS

El Fanerozoicas en Paraguay se halla representado por dos grandes cuencas: Cuenca del Chaco y Cuenca del Paraná. En ellas secuencias sedimentearias de edades: Ordovísico/silúrico constituyen la base deposicional, en la zona marginal de la Placa Paleo-Pacífica, antes de la subducción con el continente del Gondwana.

2.1- CUENCA DEL PARANÁ

La Cuenca del Paraná abarca un vasto área del continente Sudamericano, de aproximadamente 1.500.000 km2, que acupa partes del sur de Brasil, noreste de Argentina, este de Paraguay y norte de Uruguay. Con su eje mayor orientado en dirección NNE-SSW y su depocentro estructural situado a lo largo del Río Paraná, con un registro de rocas sedimentarias y volcánicas, cuyo espesor total sobrepasa los 7.000 metros.

En Paraguay Oriental son reconocidas seis secuencias sedimentarias de amplia escala o supersecuencias, separadas entre si por superficies discordantes de caracter regional (Milani, 1997).

La primera supersecuencia de edad Ordovícico/silúrico se halla en contacto discordante sobre el basamento cristalino, observada al este de Asunción, en el Valle del Acahay y bordeando el noreste del Bloque Río Tebicuary. Esta constituye un conjunto de rocas sedimentarias depositadas en un ambiente continental morfológicamente abrupto, en contacto lateral a un mar transgresivo, que llega al máximo de inundación en el Silúrico Inferior. En su ambiente costero deposita conglomerados, intercalados con areniscas conglomerádicas, que pasan gradualmente a areniscas, formando un conjunto de rocas clásticas gruesas denominada Grupo Caacupé. Concordante la secuencias sigue con rocas clásticas del Grupo Itacurubi, principalmente constituidas por areniscas finas, lutitas y arcillitas, altamente fosilíferas, constituyendo los soportes geocronológicos de la secuencia, con edad llandoveriana del Silúrico Inferior.

Rocas de edad devónica se disponen en discordancia sobre la anterior, en depósitos continentales y marinos. Las rocas de origen marino no fueron observadas directamente en el campo, siendo identificadas solamente en los pozos exploratorios Asunción 1 y 2 (Pecten, 1982), en los cuales se describieron alrededor de 450 metros de estos sedimentos. Las de origen continental reposan en discordancia erosiva sobre las unidades fosilíferas silúricas. Estas han sido identificadas primeramente en pozos y denominados Formación Santa Elena (González et al., 1994), posteriores trabajos de mapeamiento geológico definieron areniscas gruesas como pertenecientes a esta unidad, denominándolas Formación Arroyos y Esteros (Dionisi, 1999).

La deposición de la secuencia devónica es interrumpida por tectonismo de reajuste continental (Orogenia Eohercínica). Este evento es responsable de la reestructuración de la cuenca en el Carbonífero Inferior, reanudándose la sedimentación a partir del Carbonífero Superior (Stephaniano), como la tercera supersecuencia carbonífero/pérmica. Esta ambientalmente influenciada por condiciones climáticas muy variadas, se inicia bajo dominio glaciar y periglaciar, depositando las formaciones Aquidabán y Coronel Oviedo, como una sucesión de sedimentos clásticos continentales y marino raso. El Pérmico propiamente dicho deposita en concordancia regional sedimentitas de ambiente continental eólico y fluvial, costero y marino raso, que litológicamente se caracteriza por areniscas, siltitas, arcillitas y calizas, que se aglutinan en el Grupo Independencia.

La continentalización de la Cuenca del Paraná a partir del Pérmico Superior, en el Triásico deposita areniscas continentales fluviales y eólicas, denominada Formación Misiones. Este conjunto se distribuye en una franja de dirección norte sur, depositada en discordancia sobre rocas carbonífero/pérmicas.

Las areniscas eólicas de la Formación Misiones característicamente arenisca cuarzosas, homogéneas, con poco material arcilloso como matriz, poco cementados, friables, sacaroidal y localmente silicificados. Sobreyacente e intercalada con las areniscas eólicas ocurren intrusiones y extrusiones de rocas basálticas de la Suite Magmática Alto Paraná. Las mismas se presentan como derrames de lava, sills y diques en sedimentos de las unidades preexistentes, en direcciones preferenciales noroeste-sureste. Petrográficamente las rocas basálticas muestran una textura subofítica, cristalización conjunta de piroxeno y plagioclasa, de edad comprendida entre 127 a 108 Ma. El contacto superior discordante de la suite se depositan areniscas de la Formación Acaray y/o sedimentos cuaternarios.

2.2- CUENCA DEL CHACO

La Cuenca del Chaco está limitada al oeste por la Cordillera de los Andes y al este y noreste por el escudo Brasileño; ocupa un área de 246.725 Km2, en la Región Occidental del Paraguay. Es una cuenca pericratónica, conformada por varios depocentros o subcuencas separados por altos estructurales, cada uno de ellos con un registro tectono-sedimentario único. Al NW se acomodan las subcuencas de Curupayty y Carandayty, ambas representan áreas con secuencias paleozoicas bien desarrolladas. En cambio áreas de subsidencia de edad mesozoica-cenozoica, ocurren principalmente en las subcuencas de Pirity y Pilar (Fig. X). El estilo tectónico de la Cuenca del Chaco es caracterizado por la presencia de lineamientos estructurales de dirección NW y NE, de edad Brasiliana. Reactivaciones posteriores de estas estructuras, durante el Paleozoico, resulta en la caracterización de cuatro ciclos de subsidencia: Paleozoico Inferior, Paleozoico Superior, Mesozoico Superior y Cenozoico. Las fases están separadas por discordancias erosivas o ausencia de sedimentación.

El ciclo sedimentario del Paleozoico Inferior está representado por depósitos clásticos continentales y marinos de edades Ordovícico, Silúrico y Devónico. Los sedimentos de edad Ordovícico (Grupo Cerro León) están preservados en profundidad en la subcuenca del Carandayty. En cambio afloramientos de rocas sedimentarias atribuidas al Silúrico y al Devónico ocurren en la porción noroeste, asociadas a altos estructurales (Cerro León y Cordillera de San Alfredo).

El ciclo sedimentario del Paleozoico Superior, secuencia carbonífero/pérmica, constituye el Grupo Palmar de las Islas, principales compuestos por depósitos en las subcuencas del Carandayty y Curupayty, así como algunos afloramientos en la porción norte del Chaco, asociadas al Alto de Lagerenza. Los sedimentos de edad carbonífera son compuestas por dos unidades, una inferior o Formación San José, constituida por areniscas intercaladas con arcillitas, varvitas y diamictitas. La unidad superior o Formación Cabrera, se inicia con conglomerados locales y principalmente areniscas, con niveles superiores de arcillita y caliza oolítica.

La unidad Mesozoica/cenozoica, denominada Formación Adrián Jara se halla compuesta por areniscas con niveles conglomerádicos y arcillitas, se encuentran principalmente en la subcuenca del Curupayty, en discordancia erosiva sobre sedimentos carboníferos.

Por otro lado, los sedimentos Mesozoico-Cenozoico, en la subcuenca de Pirity comprende tres formaciones: Berta, Palo Santo y Santa Bárbara. La primera está constituida por areniscas intercaladas con arcillita, la segunda se compone de intercalaciones de areniscas conglomerádicas, areniscas, arcillitas, margas y evaporitas; por último, la Formación Santa Bárbara consiste areniscas, siltitas, arcillitas, evaporitas y calcáreos

En la subcuenca del Pirity se encuentran rocas magmáticas de composición basáltica de edad Cretácico Inferior (128 ±5 Ma).

En el Eoceno Inferior a Medio, en varios depocentros de la Cuenca del Chaco fueron depositados entre 500 a 1.000 metros de sedimentos continentales, en partes marinos, denominados como Formación Chaco. En general esta formación consiste en una alternancia de areniscas, siltitas y arcillitas.

El periodo Cuaternario de la Cuenca del Chaco es una continuidad de la sedimentación de la Formación Chaco, con depósitos continentales hetereogéneos.

3 - MAGMATISMO ALCALINO

Las rocas alcalinas del Paraguay, ocurren en diversas partes del Paraguay Oriental distribuidos en seis provincias: Alto Paraguay, Río Apa, Amambay, Central, Asunción y Misiones, estas rocas están asociadas tectónicamente a estructuras extensionales (rift continentales, intersección de lineamientos estructurales y lineamientos en zonas de márgenes cratónicas), que afectaron a la porción occidental de la Cuenca del Paraná en el Mesozoico. Las provincias alcalinas, del Paraguay se diferencian una de otra en sus carateristicas petrográficas, químicas, geocronológicas y tectónicas.

La composición petrográficas de estas rocas presenta gran variación, con mayor predominio de las rocas alcalinas silicáticas, a diferencia de las carbonatitas que se restringe a una sola provincia (Provincia Amambay). Químicamente las litologías silicáticas varían desde ultrabásicas hasta ácidas y en general representan términos petrográficos diferenciados. En cuanto a la relación Na/K se pueden diferenciar en provincias alcalinas sódicas y provincias alcalinas potásicas.

La evidencias geológicas y geofísicas indican que el condicionamiento de las rocas alcalinas del Paraguay es fuertemente controlado por una tectónica distensional desarrollada durante el Mesozoico, relacionada con la fragmentación del Gondwana y apertura del Atlántico Sur

En cuanto a la geocronología estas rocas cubren un amplio espectro de edad que se extiende desde 255 Ma. hasta 39 Ma.

En general las rocas alcalinas se encuentran asociadas a sedimentos Paleozoicos-Mesozoicos y están cubiertas por aluviones recientes.

Asimismo el modo de ocurrencias es bastante diversificado y varía de una provincia a otra. Las formas intrusivas, aparecen como complejos anulares (Complejo alcalino-Carbonatítico) y stocks. Las formas extrusivas comprenden lavas, domos y plug y las formas hipoabisales generalmente en forma de diques o enjambres de diques